viernes, 24 de septiembre de 2010

Página en blanco

Este blog, mas que un blog es un papel en blanco donde me gustaría dejar miles de cosas que me rondan por la cabeza si soy capaz de escribirlas. No soy escritora, lo notareis cuando llevéis leyendo dos líneas, ni tampoco pretendo opinar de lo que la mayoría de estos lugares lo hacen (cultura, política, cine, literatura, etc.).
Ni yo misma entiendo muy bien el motivo, pero me ronda desde hace tiempo por la cabeza y soy muy cabezota.
Pocas veces he sido capaz de expresar lo que siento realmente hasta que conocí a una persona  maravillosa que me escuchó y me hizo sentir viva y querida por mí misma. Ahora la vida nos ha separado pero confío, espero y quiero, que nos vuelva a unir.
La verdad es que todas estas cosas se las cuento a ella y a mí misma.
Tampoco sé si seré capaz de arrancar este blog y de saber manejarlo, soy un poco pez en esto, pero lo intentaré.
Hace un par de días dejé un comentario en un blog que me gusta (Veleidades Vitales 2.0) y en su respuesta terminaba diciéndome “ Y cuando te canses de que no te respondan, hazte un blog”. Me caló hondo porque llevo, como os he contado (o me he contado, uf que lío) un tiempo dándole vuelta a hacerlo, y aunque el motivo no sea porque espere respuestas de los blogs en  los que dejo comentarios, ni tampoco pretenda que nadie los deje en este, lo leí como un empuje a lo que me ronda. Y hoy trasteando por la red he llegado a otro blog que también me gusta (Olvidé Olvidar), donde me he visto reflejada.
Así que me he venido al ordenata, y aunque aún no he conseguido poner la página como yo quiero, me he puesto a escribir esta entrada y que sea lo que la vida quiera.

4 comentarios:

  1. ¡Felicidades! Ya irás viendo cómo va esto, despacito y buena letra. Los blogs personales tienen el riesgo del striptease y aunque pueda venir bien como desahogo con el tiempo puede que no sea buena idea. Tú misma marcas el equilibrio.
    Un beso grande y bienvenida.

    ResponderEliminar
  2. Gracias C.
    Imagino el riesgo, intentaré marcar el ritmo lo mejor que pueda, y cuando no me compense o me resulte gratificante, me detendré y cambiaré el curso. En realidad no es nada concreto, ni siquiera tiene un guión, pero me muevo por impulsos. Unos salen bien y otros son desastrosos, pero soy así. Este que comienzo durará lo que tenga que durar.
    Gracias de nuevo, un beso.

    ResponderEliminar
  3. No hay como las primeras entradas de los blogs. Son las más hermosas. Los blogs son unas biblias extrañas y muy personales. Un beso,

    ResponderEliminar
  4. Salen directas del alma Maia.
    Un beso grande

    ResponderEliminar