domingo, 26 de octubre de 2014

Por ejemplo.... en la duna.


Conversemos, amor, como si hoy fuera ayer
como si el tiempo realmente no existiera
o si, pero fuera el mismo.
Conversemos como si nada hubiese ocurrido 
como si las heridas en realidad fueran de otros
y solo las vemos, o no.
Conversemos como si fuera lo único que tenemos,
como si más allá solo estuviera el negro, lo oscuro
y mientras lo hacemos abramos los ojos
y mirémosnos.
Conversemos en voz alta, en voz baja,
con palabras o si ellas,
a fin de cuentas es lo mismo.
Conversemos como si fuera el único plan de la vida
el destino escrito y grabado en el cielo, o no.
Conversemos desde ese lugar que una vez fue
y fue hermoso
o al menos es lo que recuerdo
o lo que quiero recordar
o no sé
quizás es solo eso
Da igual, amor, conversemos.

18 comentarios:

  1. A veces, basta con mirarse y está todo dicho. Para bien y para mal.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí lo creo, y por eso a veces no hacen falta palabras (con palabras o sin ellas....a fin de cuentas es lo mismo)
      Un abrazo, María Jesús.

      Eliminar
  2. Joer, María Jesús se me ha adelantado :-)
    Y preciosa foto, pero ya es muy repetitivo... o no, ¡claro que no!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. jajaja Pilar, te ganó la carrera ;-) y ya sabes lo que le contesto a ella.
      Gracias, me alegra que te guste la foto.
      Besos!!

      Eliminar
  3. Jo, qué maravilla de imagen! a veces te superas...

    Y sí, conversar, da igual cómo o de qué.

    Beso charlatán

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me encanta que me digas eso, para mí es un reto, no en la fotografía, pero sí, superarme en el día a día.
      Conversar es algo muy serio , eh, jajaja yo me entiendo.
      Besos entre palabras.

      Eliminar
  4. Conversar, charlar, comunicarse y poder decirse, decir aquello y esto, no?. La arena es tan hermosa como el mar. Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Comunicar y comunicarse, si.
      La arena tiene tanta vida, cambia y tiene su propia inercia, su propio reloj interno.
      Besos, uruguaya.

      Eliminar
  5. Bueno querida Carmela, entrañable poema... Me sorprendes con estas palabras. Acostumbrado más bien a las imágenes, sorprenden también estas delicadezas.

    Un gran abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Ernesto. Sabes, a veces cuando me sale algo así, me refiero a un pensamiento desde muy dentro, me digo,,,jo dirán que de qué va esto...pero, bueno, este lugar tiene eso, de vez en cuando me sale una verborrea que quiero decir y tal cual la plasmo, ocurra lo que ocurra (yo me entiendo, perdona el rollete)
      Un abrazo grandote.

      Eliminar
  6. Hermoso silencio para conversar.
    Poema de dunas.

    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Cierto Toro, lo cogiste tal cual ;-)
      Un abrazo.

      Eliminar
  7. Suaves y luminosas, bonito contraste con las rocas!
    Besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. arena y rocas, dos momentos pero una misma cosa ;-)
      Besos, Leovi.

      Eliminar

  8. Conversemos, hablémonos el uno al otro, de la arena, como si el tiempo se la llevara y nos trajera una nueva arena.
    La foto es preciosa, Carmela, tus palabras verso también, tus palabras como el agua.
    Y el amor.
    Gracias gracias.
    Un abrazo, muchos cariños muchos

    m.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La arena, el tiempo, el paso del tiempo que la crea desde la roca madre, y aparece y se la lleva el viento y vuelve a formarse....un hermoso ciclo de vida.Y el agua parte importante de este ciclo ;-)
      Gracias a ti, Ío, y mis cariños.

      Eliminar
  9. El lenguaje del cuerpo, todo, manos, ojos, labios... Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Así es Darío, todo habla, todo se expresa...
      Un abrazo.

      Eliminar